Día 2.4 – Maps

Maroon 5 – Maps

But I wonder, where were you?
When I was at my worst
Down on my knees
And you said you had my back
So I wonder, where were you?
All the roads you took came back to me
So I’m following the map that leads to you

Hoy os traigo una canción un poco más animada, una de mis canciones favoritas. Y es que Maroon 5 se ha convertido en estos últimos meses en uno de mis grupos preferidos, sobre todo por canciones como esta, así que probablemente la presencia de Maroon 5 por aquí pronto dejará de ser una novedad.

No es que ponga esta canción porque vaya a hablar mucho de lo que dice, sino que la he elegido por ser algo un poco más animado de lo que suelo poner. Las canciones alegres y motivadoras nunca están de más en un día, independientemente de lo bueno o malo que haya sido.

Y es que hoy mi intención es hablar de música. No de grupos, géneros ni modas, sino de la música, del arte que es y, sobre todo, de lo que es la música para mí. Yo he vivido siempre unido a la música, sin depender de cuales fueran mis gustos, ya que estos, al igual que yo, han ido cambiando a lo largo del tiempo. Sin embargo, lo que esta significa para mi tampoco es ahora lo mismo que era hace un par de años. Habría que decir también que el cambio en el significado de la música coincidió con el cambio en mis gustos, con una época que no fue la mejor para mí, pero que fue cuando la música siempre estuvo ahí, en los mejores y en los peores momentos. Por eso la música puede llegar a ser algo tan importante, porque no son solo canciones, no son solo letras: son sentimientos, son significados. Cuando crees que nadie puede entenderte, siempre encontrarás esa canción que te haga sentir diferente, que pueda alegrar tu día o que pueda darle voz a todos tus sentimientos.

También habría que decir que la música a veces no siempre nos alegra precisamente. Cuando estamos mal, encontrar una canción que diga lo que queremos oír y que nos haga sentirnos profundamente identificados no suele alegrarnos, pero, aun así, siempre tiene un significado incalculable. Porque a veces no necesitamos consuelo, sino que lo único que necesitamos es un hombro en el que llorar, simplemente, poder desahogarnos sin esperar respuesta, porque no la necesitamos. Esos son los peores momentos, los momentos en los que hay que ser más fuerte y seguir adelante. Si superamos eso, superaremos cualquier cosa que se interponga en nuestro camino.

“I was there for you in your darkest times”

Anuncios

Acerca de Aagie

Competitive Pokémon Player
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.